La Rioja Capital

Por el norte del país nos encontramos con hermosos paisajes y con un agradable clima que hace enamorar a cualquier visitante. Sus culturas, costumbres e historia son un sello que todo el mundo desea conocer. La Rioja es un claro ejemplo de lo que hoy muestra con un gran número de turistas por año para recorrer, disfrutar de cada aventura, conocer cada espacio y aprovechar de todo momento el contacto puro con la naturaleza. Paisajística, cultural y serenamente turística, la principal ciudad riojana ofrece una amplia gama de alternativas que, sumada a su clima seco, permite disfrutar durante todo el año de este magnífico destino argentino.

La Rioja hace visible sus dos caras: la cultural, empeñada en conservar sus herencias y tradiciones; y la turística, dedicada especialmente al desarrollo de servicios y comodidades para el visitante. Valles, montañas, ríos y quebradas presentan además su contraste natural, atrayendo admiradores de diversas procedencias, y mostrando a la ciudad como múltiple y única a la vez.

Por su parte, los atractivos más importantes en esta provincia son: el turismo contemplativo que muestran a esta capital cuyana como un enorme paisaje que debe ser recorrido detenidamente para no perder detalle y admirar cada espacio. Muchos turistas eligen hacerlo durante sus vacaciones de verano. Los museos para conocer e investigar sobre piezas verdaderamente antiguas, la pesca, la cabalgata y el ciclismo, el alpinismo y muchas más en esta completa cartelera del norte argentino.

La imponente catedral riojana.
La imponente catedral riojana.