Córdoba Capital o La Docta

Córdoba capital, denominada La Docta, por ser la ciudad donde se fundó la primera universidad del país es un destino que combina un rico patrimonio histórico con buenas propuestas de alojamiento y gastronomía.

Córdoba capital, guarda un importante legado de los jesuitas, muestra de ello es la Manzana Jesuítica, la cual fue declarada patrimonio de la UNESCO. En la Manzana Jesuítica, se encuentran emplazados los edificios de la Iglesia de la Compañía de Jesús, la Capilla Doméstica, el Colegio Nacional Monserrat, la Universidad Nacional de Córdoba y la Academia de Ciencias Naturales.

No menos importante es el Cabildo, declarado Monumento Histórico Nacional, el cual se encuentra al lado de la Catedral y frente a la Plaza San Martín.Allí funciona el Museo de la Ciudad y la Tienda de la Ciudad, en este último lugar pueden adquirirse recuerdos.

La imponente Catedral que tardó 200 años en ser construida, se destaca por su cúpula de estilo barroco mientras que el Colegio Nacional de Monserrat, deleita a sus visitantes con su vistosa arquitectura colonial.

Córdoba capital, tiene también museos como el histórico de “Marques de Sobremonte” y uno de bellas artes. Son otros posibles lugares de paseo el Parque Sarmiento y El paseo de las Artes este último es un centro cultural donde se pueden conseguir artesanías y antigüedades.

Quienes decidan visitar Córdoba capital, encontraran varias calles peatonales para caminar como la Peatonal 9 de Julio, importante por ser la primer área peatonal del país; la peatonal Obispo Trejo y Sanabria que conduce a la Iglesia, colegio y al edificio actual del rectorado de la Universidad y la peatonal San Martín con galerías comerciales que fueron construidas en los años ’40.

Enero en Mina Clavero

Otra opción recomendable para tomarse vacaciones es en esta ciudad cordobesa, ya que presenta muchísimas alternativas para disfrutar en 15 días.
Mina Clavero forma parte de todo el paisaje del Valle Traslasierra. Se puede acceder por la ruta 20 (el conocido Camino de las Altas Cumbres) , por la ruta 15 o la ruta 14.
La última vez viaje por Altas Cumbres. Es un camino bastante sinuoso y angosto, pero presenta un paisaje increíble.  Varios conocidos me han dicho que no les resultó cómodo el viaje por esta ruta y que no lo volverían a hacer. Por eso, si no conocen, tal vez lo mejor es tomar otras opciones.
La ciudad está repleta de ríos con playas, arena y rocas. Hay también una gran cantidad de balnearios. En mi último viaje  con amigos dormimos en carpa, donde paramos en un camping cerca del centro.  En otras oportunidades, alquilamos cabañas con mi familia. Muy recomendable las cabañas Arco Iris, que quedan en Villa Cura Brochero (muy cerca de la zona).  Tiene pileta, cancha de fútbol y voley. Además, se realizan recreaciones como excursiones al cerro Champaquí, avistaje de cóndores, pesca, cabalgatas, etc.
Durante la tarde, casí toda la ciudad se instalaba en Los Cajones, donde está el rio Mina Clavero. Algunos toman sol, otros nadan, otros aprovechan para levantarse mujeres y otros se tiran desde una roca situada a unos 20 m. de altitud (bastante arriesgado y no recomendable).  Escuché todo tipo de apuestas: “si te tirás, te pago un cajón de fernet”                  (recuerdo haber escuchado que le decía uno a otro), sin embargo la mayoría termina aflojando cuando suben y ven la distancia que tiene la roca hacia el río.
Las opciones a la noche son varias. Hay dos boliches. Uno es Natura, y ese es el recomendable. El otro es Baku, es el más barato y también es bastante bueno.
Mina Clavero ofrece muchísimo para descansar y para disfrutar de unas buenas vacaciones. Es parte de Córdoba, no puede defraudar…

Los Cajones, Mina Clavero

Un pueblo peatonal: La Cumbrecita

Ubicada en el pequeño valle de de las Sierras Grandes de Córdoba, La cumbrecita es un pueblo que sorprende a todo visitante que la conozca.  Caracteriza a La Cumbrecita su condición de lugar peatonal, su estilo de casas centroeuropeo y su vegetación.

En La Cumbrecita convive la mano del hombre con la naturaleza en un perfecto equilibrio, por tal característica fue declarada Reserva natural de uso múltiple.

Quienes recorran La Cumbrecita a pie, ya que es el único medio por el cual conocer este encantador pueblo, podrán apreciar cascadas que bajan desde la sierra, bosques con senderos para recorrer, ríos de agua transparente y construcciones que por unos instantes pueden hacerlos sentir que se encuentran en algún destino europeo.

La Cumbrecita está preparada para recibir turismo, por lo se pueden encontrar distintos lugares para comer y quioscos; además de una variada oferta de lugares para hospedarse para aquellos turistas que en vez de realizar una visita de un día, deseen quedarse más tiempo.

En La Cumbrecita se pueden visitar: una capilla, construida con materiales de la zona; una hermosa fuente y el cementerio del lugar. Forman parte de los recorridos y los senderos La Olla, un balneario muy visitado; La plaza de Ajedrez ubicada en el centro de La Cumbrecita donde hay un tablero de ajedrez  construido en el piso, con piezas que  fueron hechas con hierro y ojalata y El Castillo otro atractivo digno de ser visitado.

Su infraestructura turística y paisaje hacen de La Cumbrecita un lugar turístico digno de ser visitado.

Villa General Belgrano, un colonia muy cordobesa

Uno de los lugares más espectaculares para pasar unas vacaciones es en esta colonia de alemanes situada a 90 km. De Córdoba Capital. Se estima que aproximadamente 200 familias llegaron a esta localidad y la disfrazaron con un estilo de  arquitectura bávara.

Está ciudad es reconocida por el “OktoberFest”, un festival que se desarrolla todos los años durante el mes de octubre y que, todavía, no tuve la oportunidad de ir. Según la gente de VGB, los jóvenes colman plazas y calles, sacan boleto y toman toda la noche. Estoy casi seguro que se realiza durante el fin de semana largo de ese mes. Es para aprovechar, sin dudas.

Mis vacaciones en esta localidad comenzaron en la segunda quincena de enero. Mi hospedaje fue en una cabaña llamada Aufenthalt, situada al lado de la ruta provincial 5. La ciudad está colmada de complejos, con cabañas muy lindas y espaciosas, además de contar con piletas, parrillas, canchas de fútbol y tenis, etc. Todo tipo de recreaciones para pasar unos buenos días.

Si hay algo que no falta en la ciudad son paradores de comida. Es esencial probar las salchichas alemanas con chucrut, siempre acompañando  con una buena cerveza artesanal y un buen helado artesanal de postre. O, claro, todo tipo de chocolate. Las calles están repletas de locales donde uno puede conseguir quesos, embutidos, cervezas, etc.

Durante el día, trataba de preparar un destino acorde al tiempo, y salía con el auto o caminando por la ruta. Anduve por las sierras, viajé hasta Santa Rosa de Calamuchita, fui hasta Embalse.

Para comer, Ciervo Rojo es un buen lugar. Tiene platos abundantes y un servicio muy bueno. Luego de cenar allí, caminé por las peatonales del centro, donde todos los locales ofrecen algo interesante para llevarse de souvenirs.

Es una de las ciudades más particulares de la provincia y del país, y un lugar ejemplar para descansar en vacaciones.

Centro, un día de 30 grados comprando cervezas

Fin en Colonia Caroya, Córdoba

Esta ciudad es vecina de mi ciudad natal, Jesús María, la cual traté en algunos post anteriores. Colonia Caroya fue originalmente habitada a fines del S XIX por inmigrantes friulanos, quienes trabajaron para transformar y lograr el crecimiento de esta localidad.

Sus avenidas están repletas de arboladas en sus alrededores. Es una ciudad grande, con una población de 19.272 habitantes (según datos de 2008).

La estadía en Caroya fue corta, pero concisa. Principalmente, por que me llevé lo necesario y esencial: su famoso y sabroso salame y algunos vinos de la Colonia. Es una ciudad con una gastronomía especial. Tiene muchos comedores y restaurantes para probar los platos de la ciudad.

Durante todo el año se festejan diversas fiestas, desde la época de los friulanos. Algunas fiestas son: La fiesta provincial de la vendimia y nacional de la Frutihorticultura, la sagra nacional de la uva, la fiesta del codeguín, el encuentro de acordeonistas, la fiesta de las comidas típicas caroyenses, la fiesta del salame casero y los corsos. También se festeja en junio la celebración de la fogata San Pedro y San Pablo, donde se bebe vino y se comen batatas. En ninguna tuve la posibilidad de participar, salvo en los corsos de febrero, donde se realizan enormes comparsas que pasean por la ciudad.

Una noche probé la comida en Fertilia, un lugar con comida autóctona sobre la avenida San Martín. También almorcé en Aromas Parrilla, sobre la ruta 9. Altamente recomendables los dos lugares.

Es una ciudad con mucha historia y con sabores increíbles, y con una tradición que muy pocos lugares aún poseen.

La tranquilidad de La Cumbre

La Cumbre se encuentra a 94 km de la ciudad de Córdoba. Es un lugar relajado y romántico en el punto más alto de las Sierras del Valle de Punilla a 1180 metros de altura. Sus construcciones son escasas pero en su mayoría lujosas, las casas son de origen inglés que combinan a la perfección con la naturaleza.  En La Cumbre se pueden realizar diversas actividades como caminatas guiadas, cabalgatas o parapentismo en Cuchi Corral. Posee excelentes lugares para jugar al Golf como el Golf Club de nivel internacional. Posee varios balnearios como el Balneario Municipal de El Chorrillo que está construido sobre el cauce del mismo río. Recomiendo como lugares imperdibles, el Museo de Manuel Mujica Lainez, la Capilla San Roque y el Cristo Redentor.

La Cumbre es un lugar maravilloso, por sus actividades, paisajes y hospitalidad de la gente, pero por sobre todo por su tranquilidad.

Jesús María cantará…

La jineteada y el folclore, como el salame y los cabritos. Es importante saber que Jesús Maria tiene que ver con ellos (la jineteada corresponde al Festival de la Doma y Folclore, que se realiza hace 48 años durante enero). Esta es una ciudad ubicada en el centro-norte de la provincia de Córdoba, el “corazón de nuestro país” (aproximadamente a 50 km de la ciudad de Córdoba) y es considerada una de las principales ciudades de la provincia, tanto por su cantidad de habitantes como por su prestigio e historia. Es vecina de la famosa Colonia Caroya, la cual abordaré en un próximo post. Es una ciudad típica de inmigrantes, con una hermosa estancia ubicada en las afueras de la ciudad. Según datos de 2008, tiene aproximadamente 30.727 habitantes y es considerada como la 8va provincia de Córdoba, en cuanto a población. Es una ciudad ideal, para vivir como para vacacionar, tanto por sus paisajes como por su diversión. La principal fuente de ingresos proviene del sector agropecuario, principalmente de productos como la soja y el maíz (Jesús María posee las principales compañías agropecuarias del país). Es una ciudad con una amplia diversidad de bares, restaurantes y con excéntricos boliches para disfrutar la noche. Aproximadamente, durante 10 noches en enero se celebra el Festival de Doma y Folclore, considerado como el festival más importante a nivel nacional de música folclórica, por su tradición y por la gama de músicos que se presentan anualmente (en este reciente festival se presentaron Soledad y Abel Pintos, entre muchísimos otros). Este evento reúne a muchísimo público proveniente de todo el país, como de países limítrofes. Realmente, es un evento hermoso, para disfrutar entre amigos como con la familia. Sin dudas, es una ciudad que encanta.

Carlos Paz, ciudad teatral y más

Villa Carlos Paz está ubicada en plena zona de sierras. Su población ronda los 100 mil habitantes y una de sus mayores fuentes de ingresos es el turismo. La villa rodea un lago artificial, San Roque, que en conjunto con las sierras crea un paisaje muy relajante. Para disfrutarlo, recomiendo el paseo en catamarán por el lago. Desde allí se puede apreciar el Cerro de la Cruz, el más alto de la zona. Para el que se anime, al subir el cerro se encontrará con una cruz de 15 metros y un vista espectacular.

Otra manera de disfrutar los cordones montañosos como Los Gigantes o las Altas Cumbres, es a través del Complejo de Aerosilla Carlos Paz. Será un viaje flotando en el aire y con el más pleno silencio. En la estación superior se lograrán fotos soñadas.

En Carlos Paz también se puede disfrutar de la gran comida serrana como vino patero, salames y quesos. En la avenida Estrada hay un tobogán gigante, el acuario y puestos de artesanías. Sin mencionar, la gran oferta teatral que va creciendo año a año.

Desde Carlos Paz, se puede “escapar” a Tanti, un pueblito de 4.500 personas destacado por su vegetación, arroyos, ollas de agua y cascadas. Otro lugar imperdible es Bialet Massé con su cascada de arroyo Mallín, El Despeñadero, y Labios de Indio. Y finalmente para respirar un poco de la música nacional, Cosquín. Recomendable ir en el momento del Festival Nacional del Folclore.

Pasajes para viajar a Córdoba

Córdoba se encuentra en el corazón geográfico de la Argentina. La provincia mediterránea, como es conocida, es famosa por su clima templado, que la hace ideal para visitar Córdoba durante todo el año, ya sea en vacaciones de verano como en vacaciones de invierno. Se pueden obtener, por ello, pasajes a Córdoba en todo momento. Y se puede llegar hasta la capital provincial en vuelos baratos a Córdoba en agencias de viaje de todo el país. También es de fácil acceso en ómnibus. Por lo que los pasajes en micro a Córdoba son muy requeridos.

Llegar a Córdoba desde Buenos Aires es fácil. Más allá de los vuelos directos, hoy se accede a la capital de la provincia en pocas horas gracias a la combinación de las autopistas Buenos Aires-Rosario y Rosario-Córdoba.

No más de ocho horas separan a Buenos Aires de Córdoba en auto. Y eso es bueno, porque una vez que se llega hasta allí hay múltiples ofertas para dormir en hoteles y hosterías cordobesas.

La ciudad cuenta con casi 400 años de historia y fue una urbe importante durante el virreinato. De esa época aún se conservan construcciones que nutren el acervo arquitectónico de la ciudad.

Con pasajes a Córdoba en la mano es común ver a cientos de turistas que en terminales de ómnibus de todo el país pugnan por llegar a localidades como Colonia Caroya, Bellville, Río Segundo, Villa Allende y otros destinos más de escapadas de fin de semana en Córdoba.

Estudiantes de todo el país, y especialmente el noroeste y Cuyo realizan vuelos a Córdoba y compran pasajes en ómnibus a la capital de Córdoba porque contiene a una de las universidades más antiguas del país, que tiene mucho prestigio. Es por eso que todos los fines de semana entran y salen ómnibus a Córdoba en los que los jóvenes regresan a sus casas.

Entre las atracciones que ofrecen las agencias de viajes en Córdoba figura el Camino Real, un recorrido que invita a conocer distintas localidades a través de un antiguo camino de la época colonial y que toca puntos estratégicos de la provincia.

Vacaciones en las Sierras de Córdoba

Encontrá alojamientos exclusivos en las Sierras de Córdoba

El invierno pasado estuve junto a mi familia de vacaciones en las Sierras de Córdoba. Es un lugar muy atractivo e interesante para conocer y nos encantó. Fueron unas vacaciones muy divertidas. Hay múltiples actividades para realizar además de espacios muy tranquilos donde relajarse y pasar un buen rato.

 

En las vacaciones en las Sierras de Córdoba hicimos varias excursiones. Entre otras, hicimos un paseo en bicicleta por las sierras. Fue una experiencia muy buena, la pasamos genial. Hacer turismo en las Sierras de Córdoba puede ser muy sencillo y fácil de lograr. Es indispensable aprovechar los vuelos baratos y los hoteles baratos que tienen muchas promociones durante todo el año. También hay muchas cabañas acogedoras para hospedarse.

 

Algunos de los lugares más atractivos que vale la pena conocer en tus vacaciones en las Sierras de Córdoba son: el cerro Uritorco ubicado enla Capilladel Monte, el Cerro Champaquí y el cerro Los Gigantes. Los 3 muy concurridos por los turistas por sus atractivos paisajes.